Blackhouse: Un Casoplón de Vacaciones en Dinamarca

Blackhouse en Dinamarca

 

Vale que el término “casoplón” no está admitido por la RAE, vale también que pudiera tener algunas connotaciones negativas y vale que Alfonso Ussía lo definió como “una casa grande de gente más o menos conocida, de familia de recientes adinerados” en su Tratado de las Buenas Maneras, pero cuando veo esta casa de verano danesa es la palabra que a una servidora se le viene a la mente.  Podría utilizar también el concepto “Magnífica Casa”, pero perdería ese pronto espontaneidad.

Poco puedo añadir a las imágenes de su interior y exterior.  Este es uno de esos casos en el que sobran las palabras.  Únicamente y para situarte en el tiempo, te diré que esta casa apareció por primera vez en una web de decoración allá por 2011 y que pasado el tiempo, su diseño sigue siendo espectacular.

 Blackhouse

Blackhouse fachada

De entrada puede parecer una bonita blackhouse más, sin nada reseñable más allá de su situación junto a la playa.  Una mirada más atenta te hará fijarte en la simetría de sus ventanas o en la elección de madera, aparentemente sin tratar, de la cancela.

Pasando por la terraza con piscina y un mobiliario exterior en el que tal vez se ha dado prioridad a la estética frente a la comodidad (echo en falta sillones y tumbonas), podemos ver ya el interior de la casa a través de las paredes acristaladas.

Blackhouse terraza

 

Blackhouse piscina

 

¿Entramos?

Blackhouse interior blanco y negro

Blackhouse escalera

Blackhouse cristalera

Blackhouse salón

 

Blackhouse interior

Blackhouse baño blanco y negro

Como te contaba hace unos días, la elección del blanco y negro para una casa de playa sigue siendo poco habitual en nuestras costas, pero imágenes como estas pueden hacernos cambiar de opinión.

P.D.: Estoy segura de que en algún lugar de esa casa tienen guardadas las tumbonas, hamacas y “sofases” de jardín…;)

Imágenes Homedit

¿Qué opinas? ¿Aceptamos casoplón como concepto?

Rakel